Cosas peores que un lunes

No hay cosas peores que un lunes… esperen… ¡SÍ LAS HAY!