¡El mejor marketing improvisado del mundo!

Oh, súpermercado. ¡Te amo!