¡OUCH! Eso debe doler

Dato curioso: La NBA asegura los testículos de todos sus jugadores por mil millones de dólares.