Crímenes de la ortografía, Vol. 2

Por favor, que nadie les vuelva a prestar lápiz y papel en sus vidas.