Mi gato finalmente descubrió que el árbol de Navidad ya no está.